Antes de hablar de amígdalas con placas de pus, se debe mencionar que las amígdalas son esas dos pequeñas bolitas carnosas que se encuentran al fondo de la boca. Estas dos pequeñas amigas usualmente son olvidadas hasta que un día te levantas con irritación en la garganta y dolor al tragar.

Tal parece estas dos pequeñas protuberancias no tienen ninguna función en específico en nuestro cuerpo, pero son la primera línea de defensa contra enfermedades virales y bacterianas.

Y cómo se ha mencionado en artículos anteriores, las amígdalas también pueden enfermarse. Cuando esto sucede se le conoce como amigdalitis. Y aunque no es algo que ponga en riesgo tu vida es un malestar que pueda Hacerte pasar muchos malos ratos.

Y ciertamente en algunos casos puede presentar pus. Esto debido a una excesiva irritación en la zona; y aunque pueda parecer algo preocupante La verdad es que no lo es. Así que deja de preocuparte pues las anginas con pus tienen solución.

amigdalas con pus

¿Cuáles son los síntomas de las amígdalas con pus?

  • Inflamación de la garganta.
  • Irritación de la faringe.
  • Problemas para tragar, incluso saliva o agua.
  • Afonía o pérdida de voz.
  • Pérdida de apetito.
  • Náuseas y molestias de estómago.
  • Vómitos.
  • Dolores de cabeza.
  • Escalofríos, destemple, décimas y fiebre.

Generalmente basta con ver adentro de la boca del paciente para poder notar los síntomas visibles. Y me refiero a las amígdalas inflamadas o anginas con una coloración rojiza; y en este caso unas delgadas líneas amarillentas o blancas que recorren la superficie de las amígdalas.

Las anginas con pus suelen provocar molestias en los oídos, dolor al comer, incluso al tomar agua causa dolor y hasta cuando sólo pasas saliva.

Algo por lo cual debes estar muy atento, es cuando la amigdalitis se vuelve crónica. Y si además usualmente viene acompañada de pus debes prestar atención pues esta secreción suele crear recovecos en las amígdalas.

Posteriormente está su curación, empieza a quedarse en esas pequeñas criptas dejando recibos tanto celulares como de alimentos. Y conforme pasa el tiempo comienza a formar pequeñas piedras llamadas cálculos amigdalinos. Estos cálculos también se le conoce como tonsilolitos.

Remedios caseros para las anginas con pus

La buena noticia al tratarse de amigdalitis no importa si es aguda o crónica, es que existen remedios caseros que pueden darte alivio a los síntomas y acelerar el proceso de curación.

Estos remedios caseros son tan simples como:

  • tomar agua tibia con una cucharada de miel
  • hacer gárgaras de agua tibia con sal
  • gargaras con bicarbonato tres veces al día

Con esto ayudará a desinflamar las anginas y no sentirás dolor al comer. Aunque también debes probar los siguientes remedios caseros.

Ajo

Otro buen remedio casero que puedes probar es el ajo en ayunas. Sé que suena desagradable, pero es un increíble remedio que es usado a nivel mundial para distintos malestares. El ajo tiene increíbles propiedades benéficas para tantos malestares que de hecho es mi primera recomendación.

Lo que debes hacer es tomar un pequeño diente de ajo quitarle la cáscara y masticarlo. Esto no suena también como se lee y de hecho te deja un sabor espantoso en la boca. Pero el ajo es el bactericida de la naturaleza por excelencia. O sea que el ajo puede acabar con las bacterias que provocan la irritación y la supuración en las anginas.

Esto sin mencionar que además puede ayudarte a reducir la inflamación de las mismas. Recuerda Sólo mastícalo un poco para que el jugo pase por tus anginas y por último hágalo con un poco de agua tibia.

Vinagre de manzana

El vinagre de manzana también es un excelente bactericida y además también tiene propiedades antiinflamatorias sin mencionar que es un antiséptico perfecto. Es por eso por lo que cuando te encuentres en un tratamiento médico para tratar la gripa angina de pecho o la amigdalitis no dejes de lado este remedio.

Te recomiendo hagas una mezcla de vinagre de manzana de 2 cucharadas en un vaso con 250 ML de agua. Hacer gárgaras con esto te ayudará a limpiar las amígdalas te ayudará a matar las bacterias y a reducir la inflamación.

No olvides que estos remedios caseros para las anginas con pus te ayudarán aquel proceso de curación sea más rápido. Pero depende mucho de ti que las amígdalas no se inflamen tan seguido.