remedios caseros para las anginas en niños

Tratamiento natural amigdalitis en niños

La amigdalitis es la segunda condición que más incidencia tiene entre la población mundial de los 5 a 15 años. El dolor de garganta o garganta irritada tiene una incidencia anual de 100 en 1000 personas y la amigdalitis representa aproximadamente 32 en 1000 pacientes al año.

Existe una común confusión sobre el término amigdalitis, debido a que generalmente es una infección de las amígdalas palatinas, pero puede ocurrir aisladamente o como parte de una faringitis, un resfriado común, gripe o fiebre glandular.

Síntomas de amigdalitis en niños

Si tu hijo presenta síntomas de amigdalitis lo más probable es que se quejará de dolor en la garganta y presentará pérdida de apetito. Además, que es muy posible que presente alta temperatura y glándulas hinchadas en el cuello.

En este caso no deberás asustarte ya que suele ser normal este evento. Así como presentar dolor de cabeza y síntomas de un resfriado común.

Remedios caseros para las anginas inflamadas en niños

Generalmente cuando se piensa en amigdalitis, se asocia con un niño qué tiene las amígdalas inflamadas y el pensamiento casi siempre deriva en una cirugía de extracción de amígdalas. Y un niño puede ver esto como una hermosa oportunidad para faltar a la escuela 1 semana y comer helado todo el día.

Sin embargo, una amigdalectomía no siempre es el mejor remedio para unas anginas inflamadas en los niños. De hecho, es el último recurso para tratar anginas crónicas. Esto debido a las posibles complicaciones que puede acarrear una cirugía. Pero hablaremos de eso más adelante.

Existen remedios caseros para las anginas inflamadas en niños, que pueden ser usadas sin miedo a empeorar la situación. Y con el que puedes evitar que la salud e integridad física de tu hijo se agravie.

remedios caseros para las anginas en niños

8 remedios caseros para las anginas en niños

1Primero que nada, hay que evitar la deshidratación, para esto Sólo hay que beber líquidos tibios o fríos. Una sopa de pollo, un jugo natural de naranja o bebidas rehidratantes harán el trabajo.

2Cuando una persona descansa recupera sus fuerzas y energías es por eso que un niño con las anginas inflamadas debe descansar suficiente.

3Para evitar la apnea de sueño es recomendable utilizar un humidificador en la habitación del niño.

4El agua con sal es un remedio casero muy efectivo para las anginas inflamadas. Para utilizarlo debes hacer gárgaras con una mezcla 250 ML de agua tibia y una cucharadita de sal de mesa.

5Otro remedio antiguo que funciona bastante bien a la hora de bajar la inflamación es envolver hielo en un paño limpio para colocarlo justo en el cuello a la altura de las amígdalas. Basta con dejarlo de 10 a 15 minutos durante una semana para que la inflamación sea menor Y el dolor también.

6La miel es el único alimento en el mundo que no tiene fecha de caducidad este no es su único punto a favor. La miel es un poderoso antimicrobiano que lo hace ideal para atacar las infecciones de las amígdalas. Sólo mezcla 250 ML de leche tibia con 4 cucharadas de miel de abeja.

7La albahaca es muy bien conocido en el mundo esotérico para hacer limpias de aura y de malas vibras. Pero es más poderoso cuando se hace un té para tratar la amigdalitis en los niños.

8Para preparar un té efectivo de albahaca, necesitas cortar de 10 a 12 hojas y agregarlas a medio litro de agua. Debes Ponerlo a hervir durante 10 minutos y al final debes con ar la solución. Para darle un mejor sabor puedes agregar un poco de miel.

¿Tienes mal aliento? clic aquí y descubre mi secreto para eliminarlo

Hola soy Logan James y quiero mostrarte como una simple estrategia cambió mi vida para siempre.

Soy el creador de este sitio y puedo sentir tu dolor, sé lo que es vivir con un aliento tan horrible que literalmente alejas a las personas a tu alrededor. Y claro las mujeres no quieren estar cerca de ti, puede hacerte sentir realmente muy solo.

Por eso quiero que conozcas el secreto que me llevó de sufrir un aliento con olor a heces y pescado podrido, a tener un aliento delicioso que a las chicas les da ganas de besar.

Es tan simple lo que descubrí que literalmente cambiará tu vida totalmente si es que sigues padeciendo de halitosis. Unicamente esta guía me abrió los ojos al verdadero camino para tener un fresco aliento permanentemente.

Descubre como logré eliminar el mal aliento en apenas 10 días » Haz clic aquí y comienza una nueva vida

Amígdalas grandes en niños

Correctamente nombrados se llaman amígdalas hipertróficas. Esto sucede cuando las amígdalas o tienen un tamaño desmesurado. En algunas ocasiones los niños nacen con las amígdalas grandes.

amigdala hipertrofica en niños

Lo que provoca este problema es similar a una amigdalitis, por ejemplo:

  • Tienen dificultad para tragar alimentos sólidos.
  • Tienen ronquidos lo cual no es normal en un niño.
  • Presentan apnea del sueño.
  • Puede llegar ahogarse por la falta de oxígeno que se da por la obstrucción respiratoria.

Dicha obstrucción respiratoria es lo que produce los ronquidos lo cual como ya se mencionó no es normal. Es normal escuchar un leve ronquido en algunos niños cuando tuvieron un día pesado. O sea, cuando duermen muy cansados.

Lo que no es normal es que su sueño nocturno se ve interrumpido por un despertar muy brusco causado al ahogamiento por la falta de oxígeno. Esto puede afectar física y mentalmente a cualquier niño provocando problemas de conducta, así como somnolencia.

Operación de amígdalas en niños

Llegado el momento y sólo si al médico pediatra lo ve muy necesario entonces es cuando se sugiere una amigdalectomía. Esta misma se realiza en el momento en que el médico pediatra nota la existencia de amígdalas hipertróficas o amigdalitis crónica.

Y una amigdalectomía se considera en los siguientes puntos:

  1. Cuando el niño sufre de infecciones en la garganta y las amígdalas más de 10 veces al año o sí la ha sufrido 5 veces o más durante más de 2 años seguidos.
  2. Cuando el niño se ausenta de la escuela debido a la amigdalitis.
  3. Cuando el niño se le dificulta respirar por la noche o sufre apnea de sueño debido a las amígdalas hipertróficas.

Sólo en los casos anteriores es cuando posiblemente tu médico pediatra va sugerir una operación de amígdalas en tu niño. Y la razón por la que sea el tratamiento a la amigdalitis de último recurso es porque esta cirugía se lleva a cabo con anestesia general.

Y aunque los cuidados postoperatorios son mínimos y el niño puede salir el mismo día de la operación existen riesgos de infección y sangrado.

Pero si quieres probar los remedios caseros arriba mencionados puedes hacerlo no tendrán efectos secundarios ya que son tratamientos naturales y puedes conseguir ciertas mejoras para mejorar la calidad de vida de tu hijo.